NOVEDADES DEL SUR NOVEDADES DEL SUR

Uboldi: «Caba fue el epicentro y ahora tiene una curva estable, nosotros estamos al revés»

La ex ministra de Salud e integrante del Comité de Expertos que asesora al gobierno de Omar Perotti se refirió a la situación de la pandemia en la provincia de Santa Fe

Provinciales 14 de septiembre de 2020 Novedades Del Sur Novedades Del Sur
2019-12-02NID_266894O_2

El domingo, por primera vez desde el inicio de la pandemia, la provincia de Santa Fe superó en cantidad de casos diarios a la Ciudad Autónoma de Buenos Aires. La comparación generó un fuerte impacto y alertó a muchos ciudadanos de la situación que se atraviesa actualmente en Rosario y la región. CLG Radio dialogó con Andrea Uboldi, ex ministra de Salud e integrante del Comité de Expertos que asesora al gobierno de Omar Perotti, al respecto.

«Lo que la gente tiene que entender es que estamos con escenarios diferentes», dijo para comenzar. Y profundizó: «Caba fue el epicentro durante mucho tiempo de los casos y tuvieron ya su momento de mayor incremento. Ahora están en lo que se llama una curva estable con alrededor de mil casos». «Nosotros estamos al revés, estábamos con pocos casos que fueron creciendo de forma exponencial», indicó.

«En Caba los contagios están empezando a bajar, porque mucha gente ya se contagió y eso los pone en una situación diferente. Lo mismo pasa a nivel país», analizó. Entonces, detalló: «Otros países ya pasaron el peor momento y Argentina recién está entrando ahora». «Hay que entender por qué estamos en este puesto en este momento, en las provincias que hay un gran volumen poblacional es esperable que pasen por este momento como pasó en Caba», señaló.

 

De todas maneras, Uboldi aclaró: «Me parece que hay que ser muy cautos con las comparaciones». «Cuando se hacen comparaciones hay que tener mucho cuidado con las variables, de que sean comparables», añadió.

En cuanto a la situación sanitaria en la provincia especialmente, comentó: «Siempre es preocupante la cama crítica, incluso en otros momentos». «La diferencia es que en la gripe, por ejemplo, uno tiene la vacuna. Ahora no tenemos una estrategia preventiva farmacológica. Pero sí tenemos la posibilidad de alertar a la población la importancia de ralentizar la curva», aseveró.

En ese sentido, enfatizó la importancia de extremar los cuidados, sobre todo en personas que pueden ser de riesgo. «Es importante que lo hagan por ellos mismos y también para acompañar al sistema de salud», indicó. A su vez, manifestó: «También el resto de las estrategias que se han tomado con la restricción de las actividades, está vinculada a que otros tipos de eventos, como accidentes de tránsito, que hay que trabajarlos y son más pacientes que ingresan».

«Hay que tomar todos los recaudos. En este momento la situación no es imaginaria, las camas se están ocupando. El sistema de salud está en un momento donde cuesta encontrar una cama para alguien y a cualquiera de nosotros nos puede pasar», advirtió.

 

Por otra parte, se refirió a las manifestaciones que hubo en el último tiempo: «El estar en este momento en la calle, le estamos pidiendo que no esté. Esto no está vinculado con un color de política partidaria«. «Es una responsabilidad de cuidarnos todos. Cada uno de nosotros formamos parte de un núcleo familiar, social y laboral», destacó. Aunque, indicó: «Entiendo la necesidad de que esto se normalice, pero no hay una guía clara en el mundo. Creo que hay que encontrar otras formas de manifestarse. Mientras yo me encuentre con otro, el riesgo existe«.

En ese línea, comentó: «Fue muy difícil tomar esta decisión de restricción. Pero había proyecciones y curvas que marcaban el aumento». Además, reveló: «Nuestra sugerencia fue que en estos 14 días hay que revisar los mensajes comunicacionales, la estrategia de atención primaria, cómo mejorar el 0800 y la entrega de resultados».

Por último, no quiso dejar de remarcar el trabajo de los equipos de salud: «En este contexto, se tuvo que hacer un cambio en la modalidad de atención. Los equipos de protección cansan un montón. Las máscaras dan mucho dolor de cabeza. Está el estrés de no tocar. Uno sabe que si se enferma, es una baja y se sobrecarga a los compañeros. Hay una presión doble del equipo de salud«.

«Aprovecho esto para agradecer que frente a una enfermedad desconocida, le ponen el cuerpo, el corazón, la garra. En ciudades grandes y chicas», finalizó.

Te puede interesar

Boletín de noticias