El llamado de Lula a "salir a la calle" agrava la polarización de la sociedad

El Mundo 07 de marzo de 2016 Por
Fuerte vendaval político en Brasil. Decidido a pasar a la ofensiva luego de su arresto para interrogarlo, el líder del PT tiene enfrente a la clase media urbana.
03-07-EM2601--NA.jpg_88717827
Lula da Silva está decidido, luego de su arresto temporal con interrogatorio en sede policial del viernes pasado, a sacar las bases de su Partido de los Trabajadores (PT) a las calles para que le den su respaldo contra "la persecución judicial" que dice sufrir. Mañana está anunciada una marcha. A la vez, la oposición prepara una manifestación para el próximo domingo contra Lula y la presidenta Dilma Rousseff. Ayer, unos 200 militantes del PT se concentraron ante la sede del grupo Globo para protestar contra los medios de comunicación, mientras se reportaron "pintadas" contra sedes del PT. La polarización de la sociedad brasileña en torno a los gobiernos de Lula y de su sucesora Rousseff ha cobrado nuevo ímpetu con el interrogatorio de Lula por su presunta participación en el fraude a Petrobras, la petrolera estatal.

A los choques entre partidarios y opositores que se verificaron el mismo viernes en las inmediaciones de la casa de Lula, en un suburbio de San Pablo, Sao Bernado do Campo, ayer se sumaron dos episodios más, mientras se espera con inquietud una manifestación opositora para el próximo domingo.

Ayer, unos 200 militantes del PT se manifestaron frente a la sede de la cadena Globo en Rio de Janeiro para denunciar "la persecución de los medios". "Si atacan a Lula, me atacan a mí", gritaban los manifestantes con banderas rojas del Partido de los Trabajadores, fundado por Lula y otros dirigentes gremiales de izquierda en 1980. "Estoy aquí porque estoy indignada", dijo Simone Simoes, profesora jubilada, ante la sede de TV Globo. "No acepto la manipulación que los medios en general hacen de la investigación sobre Petrobras. Todas las acusaciones son dadas como verdad, las pruebas son secundarias", afirmó. "Yo no soy del PT, nunca lo he sido, pero defiendo a Lula y al gobierno" de la presidenta Rousseff, "blanco de constantes agresiones mediáticas y judiciales", añadió Simoes. Según esta simpatizante de Lula, el opositor Partido Socialdemócrata (PSDB) ya advirtió que bloqueará toda votación en el Parlamento mientras no se acepte el proceso de destitución contra Rousseff. Angela Maria Mees, de 61 años, estimó que "la prensa en Brasil se constituye en el cuarto poder e intenta hacer caer un modelo de gobierno implantado por el PT hace 14 años para mejorar la distribución de los ingresos y más igualdad social". Es esta la lectura de la presunta persecución judicial que ha llevado a prisión al tesorero del partido y a un ex jefe de gabinete de Lula, entre otras figuras.

A la vez, dos de las principales sedes del PT fueron atacadas el fin de semana, mientras grupos oficialistas y opositores anunciaron nuevas movilizaciones a favor y en contra del gobierno en relación con el escándalo de corrupción. Graffitis como "Basta de corrupción" y "País de la impunidad" aparecieron esta mañana sobre el frente de la sede del directorio nacional del PT, en San Pablo. En ese lugar, Lula hizo su conocida declaración a la prensa el viernes, luego de ser liberado por la policía federal. Antes del mediodía, la fachada del comando partidario ya había sido pintada nuevamente por sus empleados. Asimismo, fue atacada con pintura, huevos y basura la sede del PT en Belo Horizonte y la del Instituto Lula, la fundación que dirige el ex mandatario, que amaneció con mensajes pintados contra su líder. El Instituto Lula aparece involucrado en la investigación penal contra su fundador.

Lula y el presidente del PT, Rui Falcao, llamaron a los militantes a salir a las calles y enfrentar las "arbitrariedades" que, según ellos, cometen quienes investigan el desvío de más de 2.000 millones de dólares de Petrobras. El pasado viernes ante la prensa, Lula ratificó su predisposición a postularse nuevamente a la presidencia en 2018, y desafió a la oposición a que lo enfrente "en las calles", un escenario que, dijo, conoce "mejor que nadie".

La otra "calle". Pero "la calle" se ha vuelto en estos años un escenario dominado por la oposición. Así ocurre al menos desde 2013, cuando las protestas arruinaron la Copa Confederaciones organizada por Brasil, al menos en cuanto a su rédito político para la presidenta Rousseff, silbada en la inauguración. Las protestas se extendieron a todo el país y desde entonces crecieron al ritmo del "Lava Jato". Por esto, el desafío de Lula seguramente tendrá una respuesta opositora. Los movimientos de oposición preparan para el domingo próximo una nueva jornada de manifestaciones en todo el país contra el gobierno y en apoyo a los investigadores del escándalo Petrobras. La sensación de que el poder político presiona a la Justicia y a la Policía Federal se ha acentuado desde que la semana pasada renunció el ministro de Justicia José Eduardo Cardozo, en medio de rumores sobre que sufría presiones del PT para que "controlara" a los efectivos federales.

Un dato que quedó en segundo plano pero que es clave en las investigaciones contra Lula y Dilma es la declaración del senador Elcidio Amaral, detenido por la investigación Petrobras en noviembre. El jueves, acusó a Lula y Dilma de estar al tanto de los manejos ilícitos en la petrolera. Amaral era jefe de bloque del PT hasta su arresto y firmó un acuerdo de "delación premiada". Por esto, "es necesario saber si la delación de Amaral va a ser homolgada por el Tribunal Supremo. Eso pondría al impeachment (de Dilma) de nuevo en el orden del día y podría tener consecuencias más graves para el ex presidente", consideró José Alvaro Moisés, politólogo de la Universidad de San Pablo al diario O Globo. Pero también puede ocurrir que el modo en que Lula fue detenido e interrogado lo ayude a victimizarse y a movilizar a sus seguidores, señaló el analista, que mostró preocupación por la creciente polarización de la sociedad brasileña.

Novedades Del Sur

Novedades del Sur | [email protected] | CALLE 58 BIS 191 | CP 2607 | Villa Cañás

Te puede interesar