Renunció un alto funcionario del Gobierno tras acosar sexualmente a empleadas

Policiales 10 de septiembre de 2019 Por
Ismael Federico Gustavo Malis no cumplía con los requisitos mínimos indispensables para ser nombrado funcionario del gobierno de Mauricio Macri.
acosador

"Perdoname lo de ayer pero me pudo la pasión", le escribió hace una semana por WhatsApp a una subordinada el Director Nacional de Gestión de Obras del Estado Ismael Malis. Como una suerte de "Me Too", pero en el Estado, otra mujer lo denunció y presentó su dimisión para evitar ser echado y condenado.

Ismael Federico Gustavo Malis no cumplía con los requisitos mínimos indispensables para ser nombrado funcionario del gobierno de Mauricio Macri. Así lo indica la decisión administrativa 550 de 2018 publicada en el Boletín Oficial cuando lo designaron Director Nacional de Gestión de Obras del Estado, cargo que ocupó hasta este martes cuando presentó su renuncia en medio de un escándalo.
 
 

“Perdoname lo de ayer pero me pudo la pasión”, le dijo Malis en un WhatsApp a una de sus empleadas según dijo una fuente muy cercana a la víctima a minutouno.com. Antes le había hecho tres preguntas en las que se mezclaba lo laboral con lo personal. A ella, una joven casada de 35 años, la tenía como su colaboradora predilecta y le pedía tareas que rozaban el peculado como tramitar su jubilación ante la Anses.

“Lo de ayer” fue un acto de acoso sexual. No era la primera vez. A la víctima -que prefiere resguardar su identidad- la obligaba a trabajar en su oficina y debía escuchar sus inapropiados “chistes” con contenido sexual explícito. “¿Vos creés que yo tengo posibilidades con vos?”, le preguntó Malis. Alguna vez hasta intentó besarla. El miércoles último ella decidió ponerle un punto final a la situación e hizo lo que se debe hacer en situaciones de violencia laboral: denunciar.

La respuesta de la oficina de Recursos Humanos fue aberrante. Le ofrecieron cambiar de sector como protegiendo al acosador. Ella, lógicamente, no aceptó la propuesta y pidió que se castigue a quien, con una increíble impunidad, se aceptó como autor del hecho por escrito y por WhatsApp.

“Lo de ayer pasó todos los límites, no quiero hablar nunca más con vos”, le dijo la víctima al denunciado. “A las 10 estoy, venite y charlamos”, insistió Malis y la invitó a su despacho. Ella fue.

“No me dirijas más la palabra nunca más en tu vida”, le imploró ella a viva voz. Sus compañeros comenzaban a escuchar los gritos cuando Malis trató de invertir la situación y denunciarla a ella por acoso. La mujer se retiró indignada y acudió al Subsecretario de Coordinación de Obra Pública Federal Raúl Ricardo Delgado, su inmediato superior.

“El tema es muy grave”, asintió Delgado. Le pidió que no fuera más a trabajar hasta que se aclarara la situación. La mujer realizó una denuncia policial en jurisdicción pertinente.

UN “ME TOO” EN EL ESTADO NACIONAL

La Director Nacional de Gestión de Obras del Estado está en el Palacio de Hacienda. En sus paredes aún están las marcas del ínedito momento en el que las Fuerzas Armadas argentinas bombardearon a civiles el 16 de junio de 1955. En una de sus oficinas comenzó lo que puede ser una suerte de “me too” pero no en Hollywood sino que en el marco del Estado nacional durante la administración de Mauricio Macri.

“A mí también me pasó”, soltó entre lágrimas otra de las empleadas de Malis. El hecho ocurrió en la tarde del martes 10 de septiembre, casi una semana después de la primera denuncia.

A la segunda víctima, Malis la llevaba a visitar obras y cuando no había testigos le proponía beneficio a cambio de “favores sexuales”. Por miedo a perder un buen empleo, en un contexto de severa crisis económica, no lo comentó ni siquiera con su pareja. Este martes estalló y en estado de shock se fue de la oficina y le dieron una licencia médica por al menos diez días.

RENUNCIAR PARA TAPAR
Malis es un abogado que hasta aquí tenía cierto renombre y reconocimiento de sus pares. Además de tener un estudio jurídico propio, con el que asesora a empresas de renombre, fue presidente de la Comisión Nacional de Defensa de la Competencia (CNDC) entre 2002 y 2006, Director de Aplicación de Política Industrial de la Secretaría de Industria (1996), Director de Tecnología, Calidad y Propiedad Industrial (1995), Coordinador Ejecutivo del Programa de Emergencias para las Zonas Afectadas por las Inundaciones BID (1999), Coordinador de Procedimientos de Adquisiciones de los Programas BID/BIRF de la Unidad Ejecutora del Ministerio del Interior de la Nación (1997/1998), Dirección Nacional de Exportaciones, y de Programas Especiales de Exportación (Llave en Mano) (1985).

Antes de ser formalmente nombrado ya era asesor de Ricardo Raúl Delgado, subsecretario de Transporte del gobierno de la Alianza liderado por Fernando de la Rúa, quien este martes le aceptó la renuncia por “razones personales” como dejándolo ir libre de culpa y cargo pese a que es señalado por al menos dos mujeres por acoso sexual.

CÓMO DENUNCIAR

El 144 es el número indicado para la atención a mujeres en situación de violencia. La secretaría de Trabajo de la Nación tiene la Oficina de Asesoramiento sobre Violencia Laboral (OAVL) que atiende en el 0800-666-4100 -opción 1 y opción 5- y en el caso de los trabajadores afiliados a sindicatos pueden ampararse en el acta compromiso “Por un trabajo digno sin violencia laboral” que firmaron los gremios en septiembre 2016 y cumplir lo que se estableció como “obligación moral” de denunciar ante los delegados de la comisión interna a los acosadores para protegerse a sí mismo y a los demás.

El acoso laboral es causa de despido indirecto y puede ser un adicional en la indemnización por daño moral. Los autores pueden ser legítimamente echados por el empleador.

 
 
 

Novedades Del Sur

Novedades del Sur | [email protected] | CALLE 58 BIS 191 | CP 2607 | Villa Cañás

Boletín de noticias