Se olvidaron de cerrar la puerta de la sucursal del Nuevo Banco de Santa Fe en Guadalupe Oeste

Provinciales 13 de noviembre Por
Un cliente de la sucursal quiso ver si se podía entrar por la puerta principal, la empujó y la abrió. El hombre quedó atónito, porque inmediatamente se dio cuenta que olvidaron cerrarla y denunció el caso al 911.
0022027308

El sábado después de las 18.30, la esquina que forman las avenidas Aristóbulo del Valle y Galicia en el barrio Guadalupe Oeste, se vieron completamente convulsionadas por el ulular de sirenas de una veintena de patrulleros policiales que rodearon la sucursal del Nuevo Banco de Santa Fe. Visto de lejos, era como si la Policía hubiera encontrado a ladrones que estaban robando, y que los atraparían de un momento a otro. Los vecinos, automovilistas, motociclistas y transeúntes se convirtieron en involuntarios testigos de un caso policial con ribetes de espectacularidad que terminaron con la tranquilidad de la tarde del sábado. 

Comedia de enredos
 
Pero nada era lo que parecía, aunque hubo que aclararlo. El oficial superior policial que llegó hasta el lugar se tomó un minutos para reconstruir el rompecabezas y encontrarle sentido al suceso. Primero, un cliente del banco llegó hasta la sucursal y en lugar de ingresar por la puerta del cajero, empujó una de las hojas de la abertura del ingreso principal. Para su sorpresa, se abrió. Sí, la puerta del banco se abrió. El hombre, atribulado y comprendiendo la anomalía, decidió cortar por lo sano, y denunció lo ocurrido al operador de la central policial 911.
Precisamente, el policía que recibió la llamada, le recomendó al hombre que se alejara del lugar, e hizo lo que el Protocolo de Actuación ordena en estos casos, envió la suficiente cantidad de oficiales y suboficiales de Orden Público y de Cuerpos, para rodear la manzana y tratar de atrapar a los presuntos delincuentes que estaban robando la entidad. 
Quedó la puerta abierta
 
Así fue la llegada de los patrulleros a la clásica y emblemática esquina del barrio. Pero, nada de lo imaginado ocurrió. Solo fue que un empleado del banco, el último que salió, al que popularmente se conoce como "al que apaga la luz", se olvidó de cerrar la puerta de la sucursal bancaria, que estuvo de esa manera desde la 13.15 del viernes hasta que fue descubierta el sábado  por la tarde.
Luego, comunicaron la novedad sobre el suceso, a las autoridades del Nuevo Banco de Santa Fe, fueron ordenados los peritajes en lugar que fueron ejecutados por los pesquisas del área Científica de la Policía de Investigaciones (PDI) y quedó una guardia policial preventiva para evitar cualquier situación de inseguridad.
Informaron la novedad del suceso y el trabajo desarrollado en el lugar a la Jefatura de la Unidad Regional 1° La Capital de la Policía de Santa Fe y al fiscal en turno del Ministerio Público de la Acusación.

Novedades Del Sur

Novedades del Sur | [email protected] | CALLE 58 BIS 191 | CP 2607 | Villa Cañás

Te puede interesar